Los Piojos: La Vuelta al Cole

piojos

En estos momentos puedes encontrar en la farmacia todo tipo de remedios y tratamientos para eliminar estos pequeños parásitos que residen o quieren residir en la cabeza de nuestros pequeños y si te despistas mucho, incluso en la nuestra propia. Hoy en día, como decía encuentras de todo para tratarlo, pero estos bichejos son tan listos que transmutan y se vuelven inmunes con el tiempo a dichos remedios. Así que siempre nos queda probar tratamientos caseros que fueron efectivos, o por lo menos nos ayudaron muy mucho en esta lucha parasitaria, pero que quizás por ser poco prácticas hemos dejado de utilizarlos.

No es cierta la leyenda de que el piojo se encuentra en las cabezas con poca higiene, al contrario, el piojo va a las cabecitas más aseadas y limpias que puedas imaginarte. Por eso estos remedios que te doy a continuación, les hará la guerra a estos diminutos indeseables.

-El vinagre blanco nos ayuda a retirar las liendres del cabello con ayuda del peine (lendrera).

Se templa el vinagre y se aplica en el cabello. Tapamos la cabeza con un gorro de plástico y dejamos actuar al menos dos horas. Procedemos a peinar el cabello con cuidado y con una toalla de color blanco sobre los hombros por seguridad de que no caigan liendres ni piojos encima de la ropa y de esta manera poder ver con facilidad lo que se va “barriendo”. Este vinagre no mata a la liendre ni al piojo, pero le quita la adherencia al huevo y con más facilidad se despegará del pelo. Después del peinado se lava el cabello con normalidad y se vuelve a repetir pasado un par de días y así sucesivamente hasta que desaparezcan.

-El vinagre de manzana se puede utilizar de la misma manera, pero este, matará a las liendres con facilidad.
-El Romero y el Eucalipto también es buen remedio para estos casos. Cocer ramitas de romero durante quince minutos y añadirle jugo de limón para aplicar directamente por el cuero cabelludo y el cabello dejando actuar de la misma forma que en remedios anteriores, nos ayudará a radicar con la infesta de piojos y liendres.

El eucalipto también lo coceremos de la misma manera, y le añadiremos el limón igualmente, utilizándolo igual sobre la zona a tratar. Se peinará con el peine adecuado para ello, sobre la toalla antes indicada.

Es de suma importancia trabajar el cabello con la lendrera, pues realmente es la que va barriendo la infesta. Para ello nos tenemos que armar de paciencia y desde luego con mucho cariño y amor ser delicados con los niños, ya que ellos no lo pasan muy bien, cuando tienen que pacientemente ser tratados por esta razón.
También podemos peinar a nuestros hijos con colonia e incluso echarle en el cabello gomina o espuma. Recordemos que los piojos no soportan la suciedad y cuando el cabello está pegajoso por dichos productos, no son cabezas tan llamativas para ellos.

Estos son los remedios caseros que os puedo ofrecer para combatir en esta guerra colegial. Nos ayudarán muy mucho en el proceso de limpieza junto con nuestra paciencia y la de los pequeños.

Marta Aguilar Rosiña

Ama de casa y Mamá

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: